Followers

martes, 27 de diciembre de 2011

Guarda Bien las Apariencias

Violet POV

Habían pasado 4 días desde que habíamos regresado de Forks, lo que significaba…..dos semanas, 3 días, 5 horas, 42 minutos y 22 segundos para mi boda-se supone que debo de estar realmente feliz y expectante para el gran día pero no era así, sé que tengo estarlo. Me levanto por las mañanas y siempre me digo que soy una novia afortunada por tener al mejor hombre y amigo a mi lado, que no debo de sentirme triste ni mal por la aproximación del día, con el cual sueñan todas las niñas….

Como no era una experta en el tema de las bodas, mejor decidí que Alice, Esme y Rosalie se encargaran en ese asunto, yo solo me limitaba el aceptar las sugerencias. Por consejo de Eric, yo tenía que actuar como si todo estuviera bien,-también el hecho que de ahora en adelante debía de tener un diario, donde debía apuntar prácticamente todo lo que hacía-ge-ni-al. Al ver lo que me estaba pasando, decidí que era hora de que mi vida tomara otro rumbo, no me quedaría aquí encerrada en la casa, viendo como mi mente se desvanecía poco a poco y abrumándome por la boda. No, de ahora en adelante la disfrutaría como quisiera, por eso lo primero que hice fue ir a mi habitación, pararme frente al espejo y a obligarme a olvidar mi temor a los autos-que gracias a dios, esta se borró- permanecía casi todo el día en casa de mi familia-(y no, no era para ver los preparativos)-solo para estar con nessie y sus bebes, también con la hija humana de Rosalie, mis visitas ahí no solo se limitaban a platicas y cuidar bebes, sino que también mi amiga comenzó a enseñarme a tocar el piano-a petición mía- no solo hacia eso, puesto que también me pasaba ratos en el jardín de Esme.

-Violet ¿me estas escuchando? -Pregunto mi amiga, regresándome a la realidad

-Eh…disculpa nessie ¿Qué me decías?

Ella sonrió al verme algo confundida.- Te estaba diciendo que te adelantaste un tiempo al toar esta nota.- toco la tecla del piano para mostrarme en donde me había equivocado-siempre me sorprendía la forma en que ella tocaba el piano. Antes cuando vivía en esta casa, me pasa horas escuchando cuando nessie o su padre tocaban una canción en el piano.

-Lo siento, lo intentare de nuevo.- coloque de nuevo mis manos sobre las teclas y volví tocar la pieza que estaba aprendiendo-era increíble que esto de aprender a tocar el piano, resultara tan fácil, y yo que pensaba que era algo difícil

-Que bien. Ya ves, te dije que era cuestión de paciencia.- me felicito lo que hizo que me sonrojara un poco.-aprendes muy rápido Violet, en solo 4 días ya sabes tocar toda una pieza

-Eh…no es para tanto, aun me equivoco en algunas parte.- apunte tímidamente

-Tonterías.- miro el reloj y se levantó del asiento.- si me disculpas, tengo que ir a alimentar a mis hijos, estoy segura que Jacob se volverá loco si lo dejo solo.-

-Descuida.- me quede en el mismo lugar sin moverme mientras miraba las teclas. Comencé a tocar otra canción-que era totalmente diferente a la anterior, mientras que la otra era más animada, esta era algo triste y lúgubre.

-Puede que sepas aparentar el estar feliz ante los demás, pero sé que realmente estas triste y confundida.- dijo una voz al otro lado de la sala.

Deje de tocar rápidamente y mire para ver quien había hablado. Jasper estaba parado en la puerta de la sala de música, tenía su inquisitiva mirada fija en mí, como si esperara que dijera algo.- ¿Disculpa? –

-Aparentas estar feliz, pero no es así, desde que llegaste he percibido como tu estado de ánimo es todo lo contrarios a lo que aparentas y eso me confunde y no soy el único, Edward también lo percibe en tus pensamientos.- di un respingo cuando lo dijo, era claro que no podía engañar a todos en esta casa

-No se dé que hablas Jasper, será mejor que me vaya.- me levante y canime hacia la puerta, pero el sujeto mi brazo, lo que hizo que lo mirara.- por favor Jasper déjame marcharme.- le pedí

-Aunque no lo creas Violet, me preocupas y no solo a mí, sino a todos los que viven aquí, porque te quieren y al estarles ocultando algo, te hace sentir miserable.- dijo con voz serena, como si intentara decirme –Hey, cuéntame tus problemas ya que puedo percibir tus emociones y me están volviendo loco-traque un poco al ver cómo me miraba detenidamente

-Tienes razón.-aclare un poco mi garganta.- He estado algo triste y es por el hecho de que quisiera que mi padres estuvieran aquí conmigo, en el día de mi boda.- le mentí-aunque también había algo de verdad en eso. Ambos permanecimos un momento en silencio mirándonos a los ojos, pero en ese instante el parpadeo algo sorprendido, como si hubiera visto algo extraño en mí.

-Violet…tus…tus ojos.-

-¿Qué? ¿Qué tienen? –levante mi mano libre para tocarlos

-No…no lo sé-hace un instante tenían su color habitual y luego…se habían puesto negros.-se veía algo confundido-genial, ahora ya me estaba preocupando

-Es mejor que me marche.-baje la vista.- yo…yo debo que ir a mi casa.- quise zafarme pero el sujeto con más fuerza mi brazo.

-Espera.-dijo.-aun no hemos terminado de hablar.-

-Oh sí, claro que terminamos de hablar Jasper, ahora déjame ir.-

-Demos hablar ¿o es que prefieres hacerlo con Edward?

-No. Ni contigo ni con Edward, así que déjame ir.-

-No. Estas ocultando algo Violet.-

-Suéltame.-arrastre las palabras como si estuviera gruñendo. En ese instante un florero que estaba algo cerca de nosotros exploto, esparciéndose en varios fragmentos de cristal; me le quede mirando sorprendida, levante la mista y Jasper no miraba al florero, sino a mí, tenía los ojos abiertos como platos como si intentara determinar que había pasado.

-Jasper yo…-

-¿Qué te está pasando Violet? -centro su mirada de nuevo a mis ojos. Yo solo me limite a tratar de explicarle lo que acababa de pasar (si bueno como si yo misma lo supiera), sentí como mi cuerpo estaba temblando por los nervios

-¿Está todo bien? – Entro Alice, mirándonos detenidamente a Jasper y a mí, como si intentara entender que sucedía.- ¿pero qué ha pasado con ese florero? –aproveche ese momento para zafarme de Jasper.

- Fue culpa mía, cuando estaba a punto de marcharme no vi a Jasper y me tropecé con él, haciendo que el florero se cayera. Así que cuando quise recogerlos los trozos de vidrio él me tuvo para evitar que me cortara. Lo siento, soy algo torpe algunas veces.- sonreí dándome una pequeña palmeada en la frente- wow-me sorprendí lo rápido que pude inventar esa historia a Alice.

-Ah….-nos miró a ambos y luego al florero.- descuida. Eso me recuerda algunas veces a bella cuando era humano.-

-Lo siento enserio, quisiera quedarme a limpiarlo, pero debo marcharme ya.- mire sigilosamente a Jasper, que no se había movido de su sitio.- debo, de regresar a la casa, no falta mucho para que Eric regrese del hospital y necesito hacer la cena.-

-Tranquila, anda ve.-me despidió Alice.- pero recuerda que tienes que regresar mañana para hacerte otra prueba del vestido.- me recordó-como si pudiera olvidarlo en algún momento

-Sí, lo hare.-di un paso hacia la puerta y mire sobre mi hombro. Jasper mi miraba detenidamente con los ojos entrecerrados. Respire hondo y Salí lo más rápido de ahí

Como iba muy rápido no me di cuenta, que había otra persona en la entrada de la casa por lo que me tropecé con esta, al levantar la vista, vi que era una mujer muy hermosa de cabello rubio y ojos dorados-vegetariana.-pensé.- aquella mujer me sonrió amablemente, haciendo que su mejilla derecha formara un pequeño hoyuelo. Traía puesto un vestido rojo en corte V que le acentuaba las pequeñas curvas que poseía.

-Hola Violet.- saludo la mujer con una voz muy hermosa. Al mirarla un poco mejor note que se me hacía algo conocida -Ho-hola, lo siento no la había visto, no era mi intención.- me disculpe rápidamente

-Descuida. Estoy segura que no me recuerdas, mi nombre es Lena, nos conocimos en la boda de Reneesme.- levanto su mano para que la estrechara, al principio no lo vi pero luego lo hice torpemente

-Lo recuerdo, eres la amiga de Carlisle que conocieron en la amazona ¿cierto? –

-Sí, lo soy, por cierto…puede que te desconcierte un poco mi pregunta pero…-pareció dudar un poco pero luego hablo.- en la fiesta se encontraba contigo un apuesto joven que….

-Su nombre es Eric.- conteste.- es mi prometido.- eso pareció sorprenderla un poco

-Oh…-se mordió un poco el labio superior.- felicidades entonces.-

-Gracias. Creo que estas por reunirte con los demás, yo estaba a punto de irme, así que no te quitare más de tu tiempo.- le comente.

-No te sientas mal.- puso su mano sobre mi hombro.- yo te distraje y debería ser quien de disculpe.-Lena tenía una muy hermosa voz y peculiar acento que se asemejaba al italiano.- se separó de mi avanzo hacia la puerta.- y de nuevo felicidades.- entro a la casa con un andar muy elegante.

Gire sobre mis talones y me dirigí hacia la casa, con la esperanza de encontrarme ahí a Eric y hablarle sobre lo que había ocurrido. Al estar caminando mi garganta comenzó a arder y mi cabeza me estaba doliendo; podía sentir pequeñas punzadas en esta y mi vista empezó a nublarse, tuve que recargarme sobre un árbol para mantener el equilibrio, tome mi garganta y estaba ardía cada vez más-no me había pasado esto desde….la última vez que me había alimentado. De pronto vino a mí un delicioso aroma, que no sabía de donde venía, aspire un y otra vez, caminando lentamente, hasta que supe de dónde provenía…..la habitación de los hijos de nessie, me di cuenta que había rodeado parte de la casa y me había acercado demasiado a donde estaba la ventana.

Horrorizada, me tape la nariz y la boca con las manos y salí huyendo lo más que pude de ahí, no era seguro. Me había pasado lo mismo cuando nacieron los niños, también cuando besaba a Eric-ay no podía ser…deseaba beber su sangre y lo peor era que…un pequeña parte de mí no se sentía culpable de hacerlo.

1 mordeduras:

SaliBlummer dijo...

amo tu blog!! es tan diferente... mezclar a los Cullen con otras personas!! ojala tengas tyemmpo de pasarte alguna bez por el mio

http://anewreneesmestory.blogspot.com/

te lo agradeceeria mucho ;)

Publicar un comentario